Utilizamos cookies propias y de terceros para hacer funcionar de manera segura nuestra página web y personalizar su contenido. Igualmente, utilizamos cookies para medir y obtener datos de la navegación que realiza y para ajustar la publicidad a sus gustos y preferencias. Pulse el botón "Aceptar todas" para confirmar que ha leído y aceptado la información presentada. Para administrar o deshabilitar estas cookies haga click en "Configuración". Puede obtener más información en nuestra política de cookies.
Modificar cookies
Técnicas y funcionales Siempre activas
Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.
Analíticas y personalización
Permiten realizar el seguimiento y análisis del comportamiento de los usuarios de este sitio web. La información recogida mediante este tipo de cookies se utiliza en la medición de la actividad de la web para la elaboración de perfiles de navegación de los usuarios con el fin de introducir mejoras en función del análisis de los datos de uso que hacen los usuarios del servicio. Permiten guardar la información de preferencia del usuario para mejorar la calidad de nuestros servicios y para ofrecer una mejor experiencia a través de productos recomendados.
Marketing y publicidad
Estas cookies son utilizadas para almacenar información sobre las preferencias y elecciones personales del usuario a través de la observación continuada de sus hábitos de navegación. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.

Renovación del Mercado Inmobiliario Español en 2024

Renovación del Mercado Inmobiliario Español en 2024

El mercado inmobiliario español ha experimentado un año desafiante, marcado por fenómenos macroeconómicos y geopolíticos globales que impactaron significativamente en los mercados de inversión. Los volúmenes de inversión en activos inmobiliarios disminuyeron cerca de un 40% en comparación con 2022. Sin embargo, el último trimestre mostró signos alentadores, mejorando las perspectivas que se mantenían para 2023 y generando optimismo para el año en curso.

Segmentos resilientes y en crecimiento

A pesar de la disminución general en la inversión, ciertos segmentos del mercado inmobiliario español demostraron resiliencia. Los hoteles, impulsados por la recuperación del turismo, registraron ingresos operativos récord. Los centros y parques comerciales dominantes también mostraron rendimientos sólidos, con afluencias y ventas superiores a las de 2019. Las oficinas sostenibles y en ubicaciones estratégicas mantuvieron el interés de los inquilinos, mientras que los propietarios invirtieron en modernizar sus porfolios, una tendencia también observada en el sector logístico.

Fortaleza del mercado residencial

El mercado residencial español también ha demostrado fortaleza, con un aumento en la inversión total en España. La demanda en segmentos como residencial en alquiler, obra nueva, y activos healthcare ha impulsado su crecimiento. Sin embargo, la escasez de algunos de estos activos ha llevado a un incremento no deseado de los precios, un problema estructural sin solución a corto plazo. A pesar de estos desafíos, la solidez del mercado y sus fundamentales estables auguran un año 2024 positivo.

Perspectivas optimistas y nuevos inversores

El optimismo para 2024 también se ve reforzado por la estabilización de los tipos de interés y ajustes de precios en todos los sectores. La demanda en el mercado inmobiliario español sigue siendo fuerte, con nuevos actores como sociedades de inversión francesas, fondos soberanos de Oriente Medio y capital institucional asiático. Se anticipa una reactivación de la actividad inversora, especialmente en los primeros meses del año, con una liquidez disponible global estimada en 402.000 millones de dólares.

Además del mercado de inversión, se espera un rendimiento operativo positivo en varios sectores. En el sector retail, se prevé un crecimiento en las rentas de locales high street y un sólido desempeño de los centros comerciales. El sector de las oficinas se beneficiará de la tendencia de volver a la oficina, mientras que segmentos menos maduros como residencias de estudiantes, senior living y activos healthcare presentan oportunidades de crecimiento. Los fundamentos sólidos del mercado inmobiliario español ofrecen una base para el optimismo moderado en 2024, con transacciones incipientes que evidencian una dirección positiva del mercado.

Opinión de los expertos

Miguel Pereda, presidente de Grupo Lar, ha dado su opinión al respecto: "El 23 ha sido un año marcado por los buenos resultados operativos en casi todos los productos y por el bajo nivel de transacciones y endurecimiento de la financiación. La estabilización de la inflación y un escenario de tipos más favorable permitirá una mayor claridad de retornos y valores y agilizará el mercado de inversión en el segmento institucional".

Bruno Rabassa, CEO de Berkshire Hathaway HomeServices Spain, opina que: "Otro año más en España estamos produciendo viviendas de obra nueva por debajo de la demanda del mercado, motivado por las restricciones crediticias y los tipos de interés, la falta  de suelo finalista donde el mercado demanda y el elevado coste de la escasa mano de obra. 2024 no parece que vaya a ser diferente, y aquellos productos de obra nueva que se comercialicen experimentarán inevitables incrementos de precios. Seguimos con una demanda embalsada que en cualquier momento, cuando se hayan despejado incertidumbres de mercado, saldrán a la búsqueda y se encontrarán con un mercado con muy poco producto de obra nueva como también de segunda mano, lo que nos llevará igualmente a incrementos moderados de precios en este último segmento".

Ferran Marsà, CEO de La Llave de Oro, afirma lo siguiente: "Me preocupa la inseguridad jurídica que transmitimos a los inversores con la Ley de la Vivienda, y además también veo preocupante la alarmante subida de costes de construcción y la falta de mano de obra qualificada. Estos sobrecostes no se están repercutiendo en el precio final de venta y los está absorviendo en gran medida el promotor".